Connect with us

Noticias

El origen de las salas vacías en la educación parvularia

Published

on

La primera vez que María Teresa Traboldt (69) vio una sala vacía, pensó que sería algo puntual. El 2022 no se llenaron ni la mitad de las matrículas en prekínder del Colegio Puente Maipo, en Puente Alto, de la Fundación Nocedal. Era algo extraordinario, pensó :

“Sentí que era algo del momento, porque veníamos saliendo de una pandemia que afectó bastante a todas las familias, que era una continuación. La gente tenía mucho miedo de mandar a sus niños a los colegios por el problema de la infección, por eso quizás no volvieron enseguida”. Sin embargo, estaba equivocada: el fin de la pandemia no significó el fin de la baja en las matrículas en educación parvularia.

Traboldt forma parte de la Fundación Nocedal, la que cuenta con dos colegios en Puente Alto y dos en La Pintana, desde 1999. Ese año asumió como directora de uno de ellos: el Colegio Almendral, en La Pintana. Cuando llegó a este lugar, por ley, sólo podían aceptar un máximo de 35 alumnos por curso. Ellos tenían dos cursos por nivel y los cupos siempre se llenaban. De hecho, se les hacían pocos:

“Nos llegaban 300 postulaciones de niñas y teníamos que seleccionar quiénes quedaban. La gente quería estudiar aquí, era muy fuerte la demanda, porque lo veían beneficioso”, cuenta.

Durante mucho tiempo este plan funcionó bien: las matrículas se llenaban y la gente, explica, comprendía el valor que significaba estudiar en un colegio que ofrecía altos niveles de educación en sectores en que hacían falta. Pero la llegada de la pandemia cambió todo. Traboldt no estaba equivocada cuando pensó que la baja se debía a un impacto del Covid-19, pero lo que no imaginó es que esto iría de mal en peor. Las cifras fueron bajando de forma progresiva en su colegio.

Lo que sucede en la Fundación Nocedal no es un caso aislado. Según datos del Centro de Estudios Públicos (CEP), las mismas cifras que mostraron un alza en las matrículas en educación parvularia desde el año 2015 hasta el año 2019, comenzaron a caer.

Según se observa, fueron 816.801 los niños matriculados el último año previo a la pandemia, en marzo de 2019. Esa cifra cayó hasta 731.880 para la misma fecha en 2023. Sylvia Eyzaguirre, investigadora del CEP, asegura que “en Chile todavía no tenemos una alta cobertura en educación parvularia. Tenemos cerca de un 84% en prekínder. Esa proporción bajó con la pandemia y después de esta ha bajado aún más. Si tomamos el punto más álgido y lo comparamos con lo que tenemos hoy día, bajamos un 10,3% en matrículas de educación parvularia, cuando deberíamos ir creciendo. Y lo que más preocupa es que esta situación está invisibilizada”.

En el mismo sentido, según un estudio realizado por Acción Educar con datos de la última Encuesta Casen, sólo el 48,8% de los niños menores de seis años asiste a un establecimiento educacional.

Pasaban los años y el panorama seguía empeorando, a tal punto que Traboldt comenzó a preguntarse algo:

“¿Dónde están los niños?”

El problema no termina aquí. Daniel Larraín, director de Acción Educar, entrega otro dato a la ecuación: “Ya es muy grave que, en promedio, haya una baja de matrículas en educación parvularia. Y es aún más grave cuando el 40% más vulnerable es el sector con mayor disminución, mientras el 20% más rico aumenta su participación”. En la misma línea, los resultados de la última Encuesta Casen confirmaron que el 61% de los niños entre dos y cuatro años que no asisten a educación parvularia son del primer o segundo quintil más vulnerable.

Pedro Larraín, director ejecutivo de la Fundación Belén Educa, organización que cuenta con 11 colegios ubicados en la Región Metropolitana, y donde estudian más de 14 mil alumnos, admite que atraviesan una situación similar. Cuenta que en su colegio de La Pintana, la matrícula de prekínder en 2019 tenía un 100% de ocupación. En 2022 esa cifra bajó al 80% y este año sólo llenaron el 50%. Es decir, la mitad de los cupos en ese establecimiento aún están vacíos.

“Efectivamente, son los niños de nivel socioeconómico más bajo los que no vienen y esto resultará en una mayor brecha de conocimientos, si es que las cosas continúan así”, agrega Larraín.

Juan Pablo Valenzuela, investigador del Centro de Investigación Avanzada en Educación (CIAE) de la Universidad de Chile, tiene otra mirada. Insiste en que esto se debe únicamente a un tema de natalidad:

“Se generó el cambio demográfico en el contexto de la pandemia: las mujeres dejaron de tener hijos. Hoy hay 180.000 niños menos nacidos en Chile. Niños que hoy debieran tener entre cero y seis años y estar matriculados en educación parvularia”. Efectivamente, la natalidad ha ido en disminución durante los últimos años: según datos del Registro Civil, si en 2014 nacieron 251.011 niños, esa cifra cayó hasta 173.920 en 2023, siendo el año con menos nacimientos en la última década.

De todas formas, para Raúl Figueroa, exministro de Educación de Sebastián Piñera y director del Instituto de Políticas Públicas de la UNAB, estas cifras no son las únicas que explican la baja en la matrícula de educación parvularia. Además del aumento en la migración, lo que implica mayor demanda en los cupos para todos los niveles de educación, Figueroa asegura que “según cifras del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), existen 1.655.000 niños que tienen entre cero y seis años en el país, y sólo 731 mil están inscritos en algún nivel de educación parvularia. Por lo que quedan 924 mil que podrían estar matriculados y no lo están”.

Desde Acción Educar, Daniel Larraín tiene una observación: “Durante la pandemia los padres tenían el susto de que los niños transmitieran el virus. Y si a esto se le suma una baja valoración de la educación parvularia de parte de los padres, por ser algo opcional, se crea una retroalimentación negativa”. De hecho, los datos lo confirman: según la Encuesta Casen 2022, el 79% de los niños que deben ir al jardín no asiste debido a que “no es necesario, porque lo(a) cuidan en la casa” o porque consideran que “no es necesario que asista a esta edad”.

Maria Teresa Traboldt, encargada del área de Educación de Fundación Nocedal, está de acuerdo con que existe una desvalorización de la educación parvularia. Y agrega:

“La verdad es que es una pena enorme, porque uno no estaba preparado para trabajar con la mitad de los puestos vacíos”.

La baja en las matrículas para 2024 es alarmante. Cristián Infante, rector del Colegio Marcelino Champagnat, de La Pintana, lo pone en cifras: en 2018 tuvieron 114 alumnos matriculados en prekínder. Este año sólo cuentan con 77. Según explica, la baja en comparación a los años anteriores es de 30%.

En esta misma línea, la subsecretaria de Educación Parvularia, Claudia Lagos, asegura que están al tanto de esta situación y agrega que “una de las líneas principales que nos interesa potenciar es la revinculación y asistencia de niñas y niños a sus establecimientos educativos. Hay factores socioculturales, profundizados por el escenario pospandemia, que explican la baja de matrícula, pues aún arrastramos la falta de valoración de la educación parvularia, así como el cuidado de las infancias a través de las familias o modalidades informales. Estamos trabajando bajo una mirada de largo plazo, en el Plan de Reactivación Educativa, para recuperar los niveles de matrícula y asistencia previos a la pandemia, y para eso necesitamos del compromiso de toda la sociedad”.

El impacto de la ausencia de los niños a la educación parvularia es algo notorio. La doctora Andrea Aguirre, psiquiatra infantil de Clínica Universidad de los Andes, explica que la exposición a estímulos durante esta etapa es fundamental:

“Para el desarrollo del cerebro de un niño, desde que nace hasta los cinco años, es la etapa más importante, en la cual el niño absorbe la mayor cantidad de información y cuando más rápido aprende”.

Es justamente esto lo que trae consecuencias para los establecimientos educacionales. Infante explica que la diferencia entre niños que pasaron por educación parvularia y los que no es sumamente evidente. De hecho, han tenido que separar los cursos de primero a quinto básico según sus capacidades lectoras para intentar nivelar.

“Hoy día llegan niños a cuarto básico sin saber leer, y eso entorpece todo el proceso de aprendizaje. Por eso estamos nivelando los cursos para lograr que todos lleguen a quinto básico con una base similar”.

Esta afirmación coincide con los resultados del estudio realizado por el Instituto de Políticas Públicas de la Universidad Andrés Bello, que demostró que “quienes asisten a la educación preescolar, al menos un año, tienen puntaje promedio en la prueba PISA de Lectura y Matemáticas mayores significativamente a quienes asisten menos de un año”.

Mientras esta crisis se sigue acentuando, el interés por estudiar educación parvularia no ha disminuido. De hecho, pasa todo lo contrario:

Como explica Fernanda Karmy, directora de Admisión de la Universidad de los Andes, “este año hubo mayor interés por estudiar párvulo, se llenaron todas sus vacantes”. Incluso aumentó el puntaje de corte respecto a la admisión anterior y obtuvo un aumento de 21% de los convocados por vacante respecto del año anterior, todas con listas de espera. El escenario es similar en Educación Parvularia de la Universidad de Chile: este 2024 se aumentaron los cupos regulares a 45: cinco más que en 2023. Además, en el proceso de selección 2024, el puntaje de corte subió en 24,5 puntos ponderados y se llenaron todas las vacantes. La Universidad Católica, en tanto, los últimos años ha tenido 80 vacantes en Pedagogía en Educación Parvularia. En 2023 se matricularon 150 estudiantes; este año, 100.

#origen #las #salas #vacías #educación #parvularia
Si quieres leer el artículo original puedes acceder desde este link:

Artículo Original

Continue Reading

Noticias

El millonario premio que buscan Jarry y Tabilo en el Chile Open

Published

on

Nicolás Jarry y Alejandro Tabilo están en los cuartos del final del Chile Open, con grandes expectativas de seguir avanzando. De hecho, ambos buscarán el paso a semifinales y la posibilidad de enfrentarse entre sí en esa ronda.

El jueves, Nico dio cuenta con bastante autoridad del argentino Federico Coria, por 7-6 (4) y 6-2, mientras que ayer Ale superó a su amigo Tomás Barrios, por 6-2 y 7-5, en un partido de alto nivel, que le permitió por primera vez superar la barrera de los 1.000 en el ranking ATP.

En ese sentido, ambos jugadores nacionales esperan coronar la semana levantando el título. Jarry va por el bicampeonato, mientras que Tabilo buscará alzarse por primera vez con la corona y de paso embolsarse un millonario cheque.

Las dos principales raquetas nacionales han tenido un arranque con resultados destacados. De hecho, el zurdo nacido en Toronto conquistó su primer ATP en Auckland, mientras que el nieto de Jaime Fillol consiguió llegar a la final del Argentina Open, donde derrotó a figuras como Stanislas Wawrinka y Carlos Alcaraz. Este último, el mejor triunfo de su carrera.

Por el hecho de encontrarse en cuartos final del ATP 250 de Santiago, ambos jugadores aseguraron US$ 19.995. Es decir, 19,3 millones de pesos. De avanzar a la siguiente ronda, el premio se incrementa a US$ 34.510 (33,4 millones de pesos). Y justamente esa posibilidad la tendrán hoy, cuando Nicolás Jarry se mida frente al francés Corentin Moutet y Alejandro Tabilo haga lo propio ante el italiano Luciano Darderi.

Naturalmente, con el avance de las rondas, las cifras se van incrementando. Así el finalista podrá conseguir un cheque por US$ 58.705 (56,8 millones de pesos). Mientras que el campeón se llevará US$ 100.640 (97,4 millones de pesos). En total, el torneo reparte US$ 742.350 (718,8 millones de pesos). Es decir, casi 25 mil dólares más que en la edición pasada, que conquistó Nicolás Jarry.

El ATP 250 de Santiago es uno de los tres certámenes de esta categoría en Sudamérica, tras Córdoba, que este año se despidió, y Buenos Aires, que arrastra una larga tradición dentro del circuito.

En el caso del primero, la bolsa es inferior al evento chileno, pues entregó un pozo de US$ 640.705, mientras que el campeón, Luciano Darderi, el rival de Tabilo anoche, se quedó con un premio de US$ 85.535.

En tanto, el ATP de la capital argentina supera al cordobés, pero no alcanza a sobrepasar al chileno, pues este año entregó una cifra de US$ 728.185.

El campeón, Facundo Díaz Acosta, se quedó con una cantidad de US$ 97.745. Mientras que Nico Jarry, el finalista, recibió un premio de US$ 57.015.

Eso sí, a diferencia de los otros torneos de la gira, su cuadro fue bastante similar al del ATP 500 de Río de Janeiro, ya que lograron convocar a grandes figuras del circuito como Alcaraz, Wawrinka y Marin Cilic. Este último había sido invitado a Santiago. Sin embargo, se lesionó tras su partido en el Argentina Open, por lo que debió restarse de toda la gira sudamericana.

Asimismo, en el caso de Santiago, la principal complicación es que compite con tres ATP 500 la misma semana y además en superficie dura, por lo que muchos tenistas optan por ir a buscar más puntos, dinero y preparación para Indian Wells, a la semana siguiente.

#millonario #premio #buscan #Jarry #Tabilo #Chile #Open
Si quieres leer el artículo original puedes acceder desde este link:

Artículo Original

Continue Reading

Noticias

Dónde ver en vivo a Nicolás Jarry en el Chile Open

Published

on

Nicolás Jarry tendrá que enfrentarse esta tarde al francés Corentin Moutet por los cuartos de final del Chile Open.

El Príncipe (22°) venció en la segunda ronda del ATP 250 de Santiago al argentino Federico Coria (88°) en dos sets por 7-6 y 6-2, pasando a la siguiente fase, con el objetivo de retener su título conseguido el año pasado.

Ahora, en cuartos de final, se enfrentará a Corentin Moutet (140°), quien venció a Thiago Agustin Tirante (100°) en tres sets por 6-3, 6-7 y 6-2, pasando a la ronda de los ocho mejores por primera vez en el año.

Jarry y Moulet se han enfrentado en tres ocasiones, una en el circuito ATP y dos por Challengers. La última ocurrió el año pasado en el ATP 500 de Halle, donde el chileno ganó en la ronda de los 32 mejores por dos sets de 6-3 y 7-5.

Dónde ver en vivo a Nicolás Jarry en el Chile Open. Foto: Agencia Uno.

El partido de Nicolás Jarry (22°) y Corentin Moutet (140°) se juega esta tarde de viernes 1 de marzo, cerca de las 19:30 horas, dependiendo de los otros encuentros previos que se disputen en el Court Jaime Fillol.

El ganador del duelo se tendrá que enfrentar en semifinales al vencedor del cruce entre Alejandro Tabilo (51°) y Luciano Darderi (80°).

El partido entre Jarry (22°) y Moutet (140°) se puede ver en vivo por todas las señales de TNT Sports y también por los servicios de streaming Star+ y Estadio TNT Sports.

Las señales son:

TNT Sports 2

  • VTR: 165.
  • DirectTV: 631.
  • Entel: 242.
  • Claro: 190.
  • GTD/TELSUR: 71.
  • Movistar: 486.
  • Tu Ves: 504.
  • Zapping:104.

TNT Sports 3

  • VTR: 46 – 854 en HD
  • DirecTV: 632 y 1632 en HD
  • Entel: 220.
  • Claro: 189 (SD)
  • GTD/TELSUR: 82.
  • Movistar: 484 y 930 en HD.
  • Tu Ves: 505.
  • Zapping: 96 en HD.

TNT Sports HD

  • VTR: 855.
  • DirectTV: 1631.
  • Entel: 243.
  • Claro: 490.
  • GTD/TELSUR: 845.
  • Movistar: 931.
  • Zapping: 99.

#Dónde #ver #vivo #Nicolás #Jarry #Chile #Open
Si quieres leer el artículo original puedes acceder desde este link:

Artículo Original

Continue Reading

Noticias

Diligencias de fiscalía en Maipú por exmilitar secuestrado

Published

on

El fiscal regional Metropolitano Sur, Hector Barros está encabezando diligencias en un campamento de Maipú en el marco de la búsqueda de Ronald Ojeda, exmilitar venezolano secuestrado el pasado 21 de febrero en la comuna de Independencia.

La Policía de Investigaciones (PDI) realizó un allanamiento en una toma de la comuna.

Desde el Equipo contra el Crimen Organizado y Homicidio (ECOH) señalan que, hasta el momento, no hay mayor información de posibles hallazgos.

El 21 de febrero el teniente (R) venezolano Ronald Ojeda fue secuestrado desde su domicilio en la comuna de Independencia.

A eso de las 3.15 de la madrugada, cuatro individuos que simulaban ser integrantes de la PDI, ingresaron a su vivienda, ubicada en el piso 14 de un edificio en Calle El Molino.

Tras esto, lo habrían llevado en un vehículo marca Nissan Versa que luego fue ubicado en Renca. Al interior del auto se encontraron objetos que asemejaban a los utilizados por la PDI. De momento se desconoce el paradero del sujeto.

Hasta ahora son tres las hipótesis en la indagatoria que dirige el fiscal Héctor Barros: una operación de la Inteligencia venezolana; un eventual ajuste de cuentas por parte del crimen organizado; o bien que se trate de un autosecuestro, organizado desde la disidencia a Maduro.

#Diligencias #fiscalía #Maipú #por #exmilitar #secuestrado
Si quieres leer el artículo original puedes acceder desde este link:

Artículo Original

Continue Reading

Trending

Copyright © 2017 Zox News Theme. Theme by MVP Themes, powered by WordPress.